Control de calidad mediante Termografía.

Publicado por Marcos Fernández el día 10.9.11

En la fábrica de Fiat en Melfi, donde varios modelos se encuentran en producción, desempeñan un papel importante en el programa de mantenimiento predictivo las inspecciones con cámaras de imagen térmica FLIR . La información obtenida durante los estudios de imágenes térmicas se usa para predecir los fallos eléctricos y mecánicos. Para que puedan ser reparados antes de que se conviertan en averías y tener que detener la producción. 

Hoy en día FIAT es el mayor fabricante de automóviles de Italia y uno de los mayores fabricantes de automóviles en el mundo. Teniendo en cuenta el hecho de que la fábrica de Fiat en Melfi produce unos 250.000 vehiculos por año, es fundamental que el cadena de producción sigua funcionando todo el tiempo. 

Para lograr ese objetivo FIAT, al igual que los otros fabricantes, tiene que garantizar que todos los fallos eléctricos o mecánicos se detecten y reparen antes de que se altere el ritmo de producción. Detectar los fallos en el tiempo es la tarea que se le ha asignado a RAITECH Technologies SRL Industrial. Una empresa especializada en la asistencia técnica para la maquinaria industrial. 

RAITECH fue fundada en 2010 como una división de Raichim Srl que se dedica exclusivamente al sector industrial. Raichim fue fundada en 1989. Al principio Raichim, principalmente prestó apoyo técnico para las máquinas de precisión en el sector químico y farmacéutico, pero pronto la empresa amplió sus servicios a la industria de fabricación.


Desde el año 2004 Raichim también trabaja para el Grupo Fiat. Actualmente RAITECH se encarga de los sistemas tecnológicos y de mantenimiento industrial de Fiat de Melfi. De acuerdo con el especialista en termografía RAITECH Aldo Alliata las inspecciones de termografía con cámaras de imágenes térmicas de FLIR Systems se están convirtiendo cada vez más importante dentro del conjunto de herramientas de mantenimiento de RAITECH. "La tecnología de imagen térmica es la única herramienta que realmente te permite ver el problema". 

Alliata recientemente ha sido capaz de añadir aún más valor a sus inspecciones termográficas en la planta de Melfi con una solución de conectividad de FLIR MeterLink. Se compone de una conexión Bluetooth entre la cámara de imágenes térmicas FLIR y una pinza Extech EX845. Los datos de medición se incorpora automáticamente en el la imagen térmica radiométrica. Esta nueva funcionalidad mejora considerablemente la precisión y la velocidad de las inspecciones de imagen térmica, de acuerdo con Alliata. 

La correlación entre la temperatura y la carga eléctrica está suficientemente estudiada. Durante muchos años los termógrafos han incluido capacidades de estudio de la carga. La forma más común de hacerlo es tomar las lecturas, transladar las medidas en un papel y agregarlos al informe más adelante.  Durante todos los procesos de inspecciones se genera una gran cantidad de datos y sería muy fácil que puedan perderse o ser distorsionarse las las lecturas de los diferentes instrumentos. 


Se ha optado por tanto de dotar al sistema con una conexión inalámbrica para automatizar totolamente el proceso. Siendo entonces ideal para una amplia gama de tareas de inspección electro-mecánicas que son comunes en las grandes plantas industriales de este tipo.
 
Para Alliata, el T335 FLIR con MeterLink conectividad es un gran activo. "El sistema de menús de la cámara FLIR T335 es intuitivo y fácil de usar y tiene muchas herramientas de análisis que se pueden configurar según las necesidades del trabajo. La función de MeterLink permite a la cámara recibir datos de forma automática desde un sensor Extech EX845. Su eficacia es evidente, tanto en la inspección de campo y en la fase posterior de procesamiento de informes." 

Las medidas que guarda son totalmente accesibles en el análisis. Esto elimina toda posibilidad de cualquier malentendido o error en esta etapa. "Esta combinación de una cámara de imagen térmica FLIR y una pinza de Extech excluye por completo la posibilidad de confundir la ubicación, el equipo o cargar datos de fallos individuales", concluye Alliata. "En la planta se puede trabajar más rápidamente, mientras que también reduce la cantidad de tiempo que tiene que pasar en la oficina, que a su vez me permite pasar más tiempo con los clientes." 

Para los clientes RAITECH, como la fábrica de Fiat en Melfi, estos beneficios son igualmente valiosos. La empresa cuenta con la garantía de que las inspecciones de imágenes térmicas se llevan a cabo más a fondo, con precisión y rapidez para que los recursos de mantenimiento pueden ser más eficaces.